Continuará dando vida

Una mujer de 52 años fallecida a consecuencia de un accidente cerebrovascular se convirtió en donante por voluntad de sus familiares. Sus riñones y córneas serán trasplantados para otras personas que tendrán así una oportunidad de vida.

De acuerdo a datos proveídos por fuentes confiables a las que accedimos, la donante es de Ciudad del Este. El trasplante de uno de los riñones se realizaría en el Hospital de Clínicas de San Lorenzo, mientras que el otro órgano sería trasplantado en el Hospital Central del Instituto de Previsión Social.

Por otra parte, las córneas irían a la Fundación Oca del Valle i a la Fundación Visión, dependiendo de a qué institución le corresponda ahora, ya que las donaciones se manejan por un sistema de turno, de manera a equiparar las listas de espera.

En cuanto a las córneas, estas primero se someten a un tratamiento especial que se realiza en el banco de ojos de una de esas dos fundaciones, para posteriormente proceder a los trasplantes.

En un lapso de 48 horas, se han tenido tres donantes en nuestro país. En la tarde de este lunes la donante de córneas y fémur, de sexo femenino y de 24 años de edad, en el Hospital de Clínicas. El primer caso fue el de una mujer de 48 años que donó su corazón al niño Víctor Manuel Ramírez Martínez (8)que lastimosamente falleció.