Otros dos brasileños fueron expulsados

brasileños-fueron-expulsados.jpg

Otros dos brasileños requeridos por la Justicia de su país fueron expulsados ayer del Paraguay. Uno de ellos fue Nilson José Honig, de 38 años, arrestado un día antes por policías de la subcomisaría 15ª de la colonia Yhovy, distrito de Ybyrarobaná, departamento de Canindeyú.

El extranjero tiene orden de prisión en Brasil, por hechos de homicidio, posesión de armas y hasta por proxenetismo.

El detenido fue entregado en sede de la Receita Federal de la ciudad de Mundo Novo, al otro lado de Salto del Guairá.

El otro expulsado fue Natanael Ferreira de Oliveira, de 35 años, detenido el domingo a la mañana por policías de la comisaría 4a de la ciudad de Capitán Bado, departamento de Amambay.

El sujeto es considerado un “soldado” de la banda Comando Vermelho y tiene cinco mandatos de prisión en su país, la mayoría de ellos por homicidio y asalto. De hecho, el delincuente había escapado de la cárcel estadual de Goiás, tras lo cual se escondió en la frontera paraguayo-brasileña.

Natanael fue entregado en el puesto de control migratorio de Pedro Juan Caballero.

El presidente Mario Abdo Benítez publicó ayer en su Twitter que con estos dos suman 122 los criminales expulsados durante su gobierno.