Una vez más, Lio no logra nada con su país

El año pasado se le escapó la Copa del Mundo en alargue con Alemania en Brasil. Hoy pasó de largo la Copa América. Lionel Messi sigue en deuda con su selección, pues a nivel personal consiguió todo lo que quiso y no, y con la Albiceleste aún permanece sin conquistar objetivos de fuste.

Si algo le falta a la estrella del Barcelona es una copa con Argentina, y hasta ahora su rol de conductor no se compadece de los lauros que tiene.

Existe una enorme messidependencia en la Albiceleste. Todo gira en torno a él, hasta el sistema de juego, pero aún no ha brillado como lo hace en España.

El pasado año llegó a la final del Mundial, pero Alemania se llevó el premio mayor en periodo de prórroga. Ahora es la Copa América la que pasa de largo.

Y eso sin mencionar la Copa América de su país hace cuatro años, en la que la Albiceleste fue eliminado en Cuartos de Final por el campeón Uruguay.

Allí era la chance ideal para poner rúbrica a su gran consolidación profesional. Pero no fue posible y una vez más, a nivel de selección, Messi no brinda la satisfacción que se espera de él, a consecuencia de la pesada mochila que se le carga por ser el crack más idolatrado del mundo.
fuente:Ultimahora.com