Liberales sí pueden incorporar a más gente en Tekoporã

La Cámara de Diputados aceptó ayer la propuesta del Poder Ejecutivo de eliminar el artículo que prohibía a la Secretaría de Acción Social (SAS) incorporar más beneficiarios al programa Tekoporã. El punto ni siquiera fue discutido y fue aprobado por mayoría de los legisladores presentes.
El artículo 207 de la Ley 4.581/12, que aprueba el Presupuesto 2012, establece que el subsidio y asistencia social del proyecto Tekoporã solo puede ser utilizado para el pago de subsidio a personas que a la fecha de la sanción de esta ley estaban percibiendo este beneficio.

Agrega que en ningún caso puede ser aumentada la cantidad de beneficiarios durante el ejercicio fiscal 2012. Añade que a los efectos de garantizar la transparencia y eficacia en la utilización de los fondos, se debía conformar una comisión especial en los departamentos donde tenga presencia el programa.

Asimismo, indica que dicha comisión debía estar integrada por un representante de la gobernación, uno de la Junta Departamental, el intendente municipal, un representante de la Junta Municipal y los diputados departamentales.
ANTI-LUGO. Con este artículo, se sometía a la Presidencia de la República al control no solo de la gobernación y municipio beneficiarios de Tekoporã, sino también de los legisladores. El temor era que el gobierno de Fernando Lugo utilice este programa para captar adherentes.

Inclusive, durante el estudio del Presupuesto 2012, los legisladores habían indicado que el Movimiento 20 de Abril, del entonces secretario general de la Presidencia, Miguel López Perito, utilizaba el programa para captar simpatizantes, bajo la amenaza de que si no se afiliaban a su movimiento no serían beneficiados con los pagos.

En total, este programa de transferencia monetaria mensual con corresponsabilidades (TMC) cuenta con una asignación de G. 197.000 millones (USD 44,2 millones) el próximo año, para 90.570 familias.

La cifra 44,2 millones de dólares se prevé destinar el próximo año para el programa Tekoporã, para asistir a 90.570 familias.