Fracaso: Cerro se despide de la Sudamericana

Lo había anunciado su presidente, Juan José Zapag, no ganar la Sudamericana era un fracaso y Cerro «honró» a su historia para nuevamente fracasar a nivel internacional.
Ante un rival que deambula por la parte baja de la tabla del torneo argentino, que tiene muchos más años en el ascenso que en primera, Cerro fue y perdió.

El Ciclón no sacó ventaja en Asunción y pagó carísimo en Victoria. 1-0 en la ida, 2-4 en la vuelta y la ilusión hecha añicos.

Tigre se sabía fuerte en dos aspectos, defensa con centrales matungos que ganan en ambas áreas y jugadores rápidos y habilidosos para la contra. Cerro en su mismo planteo, línea de 3 lenta, Fidencio corriendo hasta el cansancio, Salcedo viviendo en offside y a esperar que la chispa de Fabbro salve la plata.

El Ciclón pudo abrir el marcador pero Nanni no tuvo una noche fina y Tigre aprovechó. Gol de cabeza del defensor Echeverría a los 29 minutos, con ese resultado a penales.

El conjunto paraguayo manejó muy bien la pelota y tuvo incontables chances de empatar, incluso un córner sobre tiempo cumplido que desperdició. De contragolpe, cuando ya tendría que haberse acabado la primera etapa, Botta dejó en ridículo a Bonet y clavó un golazo.

El Ciclón salió decidido a cambiar la historia pero todo conspiró. A los 2 minutos de la segunda mitad, un corte de energía eléctrica interrumpió el partido por casi media hora y en la reanudación, Federico Santander marcó el tercero de cabeza en otro contragolpe.
Cerro no se rindió e ilusionó. Salcedo descontó a los 62 minutos tras un perfecto centro de Fabbro y nuevamente el talentoso Jonny metió en carrera al Ciclón con un tiro libre fantástico a los 70 minutos.

Con ese resultado Cerro era semifinalista, pero otro tiro libre, otro centro larguísimo, otra vez la defensa dormida y otra salida en falso del arquero Barreto para que Donatti marque el 4 a 2 final.

De ahí en más, puras buenas intenciones la de los de Barrio Obrero que coparon Tigre con casi 3 mil paraguayos.

Fracaso final en una Copa en la que Cerro prometía pero que como siempre tiene al Ciclón con las manos vacías.

– Ficha técnica:
4. Tigre: Javier García; Norberto Paparatto, Mariano Echeverría, Alejandro Donatti; Martín Galmarini, Diego Ferreira, Gastón Díaz (Matías Escobar), Lucas Orban; Rubén Botta; Ezequiel Maggiolo (m.76, Ramiro Leone) y Federico Santander (m.82, Diego Ftacla). Entrenador: Néstor Gorosito.

2. Cerro Porteño: Diego Barreto; Mariano Uglessich, Pedro Benítez, César Benítez (m.89, Alejandro Da Silva); Carlos Bonnet, Fidencio Oviedo (m.81, Víctor Mareco), Jorge Dos Santos, Walter López (m.81, Jorge Rojas); Jonathan Fabbro; Roberto Nanni y Santiago Salcedo. Entrenador: Jorge Fossati.

Goles: 1-0, m.29: Echeverría. 2-0, m.45: Botta. 3-0, m.50: Santander. 3-1, m.62: Salcedo. 3-2, m.70: Fabbro. 4-2, m.74; Donatti.

Árbitro: Martín Vázquez (URU). Expulsado; Botta (m.80) y amonestados: Fabbro, Oviedo, Díaz, Echeverría, García.

Incidencias: Partido de vuelta de los cuartos de final de la Copa Sudamericana disputado en el estadio José Dellagiovanna, del club Tigre, situado en Victoria, en la zona norte del Gran Buenos Aires, ante unos 23.000 espectadores, de ellos unos 3.000 paraguayos.